2.19.2009

Sí, soy rencorosa. Sí, soy despechada. Sí, soy resentida. Y qué con eso? Una amiga me dijo el otro día "Me parece perfecto odiar a quien te lastimó tanto". Y en tres, dos, uno, empiezo a implementarlo. Te odio, sí? También te quiero pero más es lo que te odio, por todo lo que me hiciste y por todo lo que sos hoy. ¿Porqué no odiar a quien te hace tanto mal? ¿Porqué no odiar a quién te hace sufrir? ¿Porqué no puedo sentir odio hacia alguien? ¿Tengo que seguir amando sin opción a alguien que me lastimó una y otra vez? Todo es depende de la situación, apartando que, si se lo merece, más razones hay para odiar a esa persona. ¿Porqué soy rencorosa? ¿Por hacerle saber a alguien que se equivocó mucho, que esas cosas no se hacen, que me lastimó? Genial. Soy la más rencorosa de este sucio planeta. Pero diganmé la verdad, ¿es lindo quedarse con los brazos cruzados y no hacer nada mientras que alguien juega con tu corazón y lo hace pedazos como si fuera un platito berreta? ¿y cuando ni siquiera tiene la intensión de repararlo? ¿y cuando ni siquiera de los ni siquieras reconoce sus errores hacia vos? Curtite! Yo me tuve que aguantar eso. Y lo que me parece es que llega un instante que uno se cansa de ser pisoteado por alguien, utilizado como un trapo barato, no aguanta más, así como alguien no se calló la boca, uno tampoco lo hace, así como esa persona hizo lo que hizo y reaccionó como reaccionó, uno tambien puede hacer lo que quiera y reaccionar como quiera, así como el actuó primero, vos actuaste después. Hay que hacerse cargo de las actitudes, sobretodo de las erróneas, porque en el día de mañana todo eso va a influir mucho en nuestra vida. Vos pusiste la causa, YO TE DÍ LAS CONSECUENCIAS. Vos pusiste mi dolor, y yo te pongo mi odio.
*Odio con razón*

3 comentarios:

ata dijo...

TE AMO HIJA DE PUTAAAAAAAAAAAAAA

Aarongc2 dijo...

Veo que sacaste tus imágenes porque ahora que las quiero ver no estan ...
aarongc2@hotmail.com

La bananita intoxicada dijo...

Ahora te sigo. Pero antes te digo algo que quizas ni te acuerdes: TE AMO (y te extraño, claro)